Hoteles - Gran Manzana Kempinski

Reserva

Términos y Condiciones   
La politica de este Hotel indica que la edad de los niños debe de estar comprendida entre 1 y  11.99 años

Estancia

Habitaciones disponibles

Loading...
Loading...
Loading...
Loading...
Loading...
Loading...
Loading...
Loading...

Acerca de  Gran Manzana Kempinski

El Gran Hotel Manzana Kempinski La Habana ha sido descrito como el centro neurálgico que une la Habana Vieja. Ubicado en una gran parcela propia, El Gran Hotel Manzana conecta las cuatro calles principales de Neptuno, San Rafael, Zulueta y Montserrate, por lo que se le considera la puerta de entrada al centro turístico y comercial de la ciudad.

El Gran Hotel Kempinski se encuentra enfrente de El Floridita, un antiguo bar de cócteles que Hemingway solía visitar, mientras que al otro lado podemos ver el hermoso edificio Art Decó Bacardi y el Museo de Bellas Artes.

La construcción de la Manzana de Gómez (que es el nombre original del edificio) se inició en 1894 y finalmente fue terminada en 1910. La Manzana de Gómez consistía en un solo piso y en 1918 se amplió hasta la capacidad actual de cuatro pisos. La Manzana de Gómez fue el primer centro comercial cubierto en Cuba. Formando parte del turismo pre-revolucionario de Cuba, los visitantes americanos en sus viajes no se perdían la experiencia de comprar en la Manzana de Gómez, cuyo esplendor en esa época podría haberse comparado con La Galería La Fayette de Paris. Desafortunadamente, los años turbulentos que le sucedieron afectaron tanto a la fachada como al interior del edificio.

Después de la Revolución, el edificio mantuvo sus actividades comerciales mientras que acomodaba oficinas gubernamentales. El deterioro del edificio supuso el cierre del mismo y más adelante la renovación total dirigida por el lujoso grupo hotelero suizo Kempinski. La apertura de El Gran Hotel Manzana Kempinski fue planeada para el 2016, sin embargo, debido a retrasos en el proceso se confirmó para el 2017 y hoy ya abre sus puertas a todos.

El grupo Kempinski luce en sus estructuras estándares de lujo mientras que mantiene la esencia, la belleza rústica y los detalles originales. El hotel consta con 246 habitaciones elegantemente decoradas, todas con conexión a Internet, dos restaurantes de primera clase, una lujosa piscina, un gimnasio totalmente equipado y una espectacular terraza con vistas de la Habana. Todo ello con un servicio de 5 estrellas que asegura al cliente el máximo confort.

calle Prado, Habana

Capitolio Nacional

El monumental Capitolio es una réplica del Capitolio de Washington, DC. Es uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad de La Habana y ocupa una superficie de 38 875 m². Fue la sede del cuerpo legislativo de la República desde su inauguración el 20 de mayo de 1929. La fachada es principalmente de estilo clásico, mientras que el interior del edificio se caracteriza por la opulencia ecléctica. Desde las escaleras vemos las imponentes columnas del portal y detrás de ellas encontramos las puertas principales, talladas en bronce con bajorrelieves que representan escenas importantes de la historia nacional. A ambos lados de la parte más alta de las escaleras hay dos estatuas de bronce, símbolos de dos virtudes rectores: la gente y el trabajo. Estas estatuas son obra del escultor italiano Angelo Zanelli.

Calle Compostela No.2, Habana Vieja, La Habana

Iglesia del Santo Ángel Custodio

La Iglesia del Santo Ángel Custodio fue construida en 1695, pero no fue considerada iglesia hasta 1788. Se encuentra en una de las pocas y modestas colinas de la ciudad, llamada Loma del Ángel. La iglesia original fue severamente afectada por el huracán de 1846, su torre, todo el frente y la parte posterior de la nave fueron destruidos, por lo que fue completamente reformada en el peculiar estilo gótico que se puede ver hoy en día. Actualmente, el templo tiene dos torres y un atrio donde antes se encontraba el cementerio de la iglesia. Las puertas de entrada tienen la forma de arcos apuntados, y en su interior tiene tres naves cubiertas por bóveda de cañón, así como un deambulatorio, la única iglesia en Cuba que contiene esta característica. Félix Varela y José Martí fueron bautizados en esta iglesia. También es interesante saber que este templo se menciona en Cecilia Valdés, una gran novela cubana del siglo XIX de Cirilo Villaverde.

Calle Empedrado, (al lado de la Plaza de la Catedral), La Habana

La Bodeguita del Medio

La Bodeguita del Medio es una visita obligada, restaurante típico de La Habana, y uno de los lugares turísticos más atractivos. La Habana Vieja ha sido frecuentada por innumerables visitantes, desde conocidos escritores como Ernest Hemingway hasta importantes políticos. Su interior ofrece un ambiente típico cubano, así como excelente música, cocina criolla (cerdo asado a fuego lento, ropa vieja, frijoles negros, yuca con mojo, tostones, arroz morro, etc.) y una bebida típica fantástica como el mojito. Siguiendo la iniciativa de Leandro García, un periodista que firmó el muro del restaurante, todas las personas famosas que visitan el lugar hacen lo mismo. Dejan un recuerdo allí en forma de una impresión, una imagen, un objeto o algún grafiti; incluso es posible encontrar las firmas de algunas figuras históricas, como Salvador Allende, Ernest Hemingway o Pablo Neruda. No puede perder la oportunidad de visitar este lugar en su paso por la Habana Vieja. Si no reserva una mesa con anticipación, probablemente no tendrá otra oportunidad de conseguir una, pero seguramente disfrutará de un ambiente increíble rodeado de la historia de Cuba.

Avenida de las Misiones, La Habana

Edificio Bacardí

El Edificio Bacardí es el primer edificio Art Déco de La Habana. Se considera una joya arquitectónica de su tiempo, así como uno de los mejores ejemplos de arte decorativo. La construcción terminó en 1930, y era el edificio más alto de la isla en ese momento. Se dice que el edificio contiene mármol y granito de casi todas las naciones de Europa. Este edificio tiene 12 pisos, 5 de los cuales son oficinas de alquiler, y un espacio total de 7,031 metros cuadrados. Su fachada está cubierta de granito rojo de Baviera y en la parte superior verá un murciélago, símbolo de la empresa Bacardí. A finales del siglo XIX, el ron Bacardí era muy famoso en Cuba y en el extranjero. Su creador, Don Emilio Bacardí, era un español instalado en la isla. Se dice que tenía un murciélago como talismán que se utilizó como logotipo en la primera destilería que lo hizo ganar fortuna. Tiene un diseño de pirámide escalonada, utilizando azulejos como elemento decorativo del modernismo catalán, dando al edificio un maravilloso efecto de sombra. La riqueza de su decoración interior está dada principalmente por la belleza natural de sus mármoles, traídos de Europa y los accesorios típicos de Art Deco como lámparas, herrajes, dibujos, etc. Actualmente, el edificio alberga oficinas cubanas, oficinas para y empresas internacionales. El lobby tiene un bar abierto al público y podrá subir a la torre y obtener una maravillosa vista de La Habana.

Sea el primero en escribir una reseña

Escriba una reseña

Gran Manzana Kempinski La Habana , cuba

Título

Su reseña

Tipo de viaje

  • Negocios
  • En pareja
  • En familia
  • Amigos
  • En solitario

Fecha de la visita

Ayude a otros viajeros a escoger una habitación (Opcional)

Comparta sus fotos (Opcional)

Nombre

Email

Skedio, S.L. CIF: B62163670. # Licencia de agencia de viaje: GC-3667 © 2019 Skedio Travel Group, Todos los derechos reservados